Etiquetas

, , , , ,

atletico

Como otros ámbitos de la vida, el fútbol ha sido un juego dominado por el bipartidismo imperante donde quiera que hubiera que jugarlo. Hay campeonatos que con el paso del tiempo y el dinero europeo han caído en un atractivo caos en el que todo puede ser posible. Como buscando trasladar a la cancha las vicisitudes de sus respectivos sistemas políticos. Ahí están los torneos argentinos de los últimos años, siempre México, o el lío brasileiro, donde casi cualquiera puede salir campeón sin proponérselo.

Pocos fenómenos como el fútbol se han visto afectados por el dinero llegado de países que llaman emergentes. Tanto, que ha acabado por desestabilizar el orden establecido. Inglaterra y, sobre todo, Francia son buenos ejemplos con el desembarco de Chelsea, primero, y Manchester City, después. El PSG de los petrodólares le acaba de ganar el título al Mónaco del gas ruso, mientras que los de Pellegrini están a punto de redimir a la mitad apestada de una ciudad.

Hay épocas y lugares en los que sin embargo el orden se rompe por una extraña alineación de planetas. La española es por ejemplo la Liga más dada a la proliferación del antisistema. A principios de los ochenta fueron Real Sociedad y Athletic. En la 99-2000 el Superdépor, y a principios de los 2000 el Valencia. Han sido estos los únicos que han desafiado el bipartidismo durante la modernidad. También claro, el Atlético de Madrid. A decir verdad, el Atlético siempre ha sido el tercero en discordia pero tras un descenso a los infiernos y su bien ganada fama de pupas bien merece un puesto entre los antisistema. Este año, a falta de dos partidos, puede volver el Atleti a romper el orden establecido.

Seguir leyendo Bipartidismo en Achtung!

Anuncios